Libro ~ El crimen del lago

viernes, 2 de octubre de 2015

Desde hace poco más de un año estoy estudiando chino, así que el hecho de no haber leído ningún libro escrito por un chino me hacía sentir un poco mal. Así que cuando encontré este libro de oferta, lo compré y casi de inmediato comencé a leerlo, porque además me apetecía algo ligero y con policías. Si bien es el séptimo libro de la serie de Chen Cao, da igual empezar por éste o por cualquier otro, porque según entiendo los libros son autoconclusivos y aunque en ocasiones se hace referencia a eventos ya pasados, todo se entiende bastante bien.




Don't Cry, Tai Lake
Qiu Xiaolong
USA, 2012
Misterio. Policiaca.
306 páginas

Por una vez, la llamada de un alto cargo que recibe el inspector jefe Chen Cao, del Departamento de Policía de Shanghai, es para darle una buena noticia: le ofrecen unas vacaciones en el complejo privado que el partido tiene en Wuxi, a orillas del lago Tai. Pero a su llegada descubre que el lago, célebre por sus aguas cristalinas, está contaminado por residuos tóxicos procedentes de las fábricas de la zona. El director de una de esas fábricas, un empresario del que Pekín esperaba «grandes cosas», aparece asesinado, y al poco detienen a un activista medioambiental al que acusan del crimen. Chen conoce poco después a Shanshan, una bella joven, ansiosa por demostrar la inocencia del sospechoso. Y se ve obligado a actuar con cautela. Rodeado de corrupción, presiones políticas y rencores largo tiempo ocultos, Chen querrá desentrañar los motivos que se esconden tras el asesinato.

Desde hace poco más de un año estoy estudiando chino, así que el hecho de no haber leído ningún libro escrito por un chino me hacía sentir un poco mal. Así que cuando encontré este libro de oferta, lo compré y casi de inmediato comencé a leerlo, porque además me apetecía algo ligero y con policías.

Si bien es el séptimo libro de la serie de Chen Cao, da igual empezar por éste o por cualquier otro, porque según entiendo los libros son autoconclusivos y aunque en ocasiones se hace referencia a eventos ya pasados, todo se entiende bastante bien.

El libro está narrado en tercera persona y aunque la mayor parte del tiempo es desde el punto de vista de Chen, hay algunos capítulos en donde esto cambia. La lectura es ligera y cuando me di cuenta, ya había terminado el libro. Tiene algunos puntos a su favor, como el mostrar la ventaja económica de las muchas empresas y todo el progreso y comodidades que da, pero esto se da a costa del medio ambiente, lo que se ve reflejado concretamente en el lago Tai, del cual ya ni siquiera quieren sacar los pescados para preparar los platillos tradicionales de Wuxi, mucho menos hablar de meterse en él y estar en riesgo de al menos unas ronchas sospechosas en la piel.

Por lo anterior, creo que el punto fuerte del libro es la caracterización del lugar y la situación. Porque en este libro hay dos protagonistas: Chen y el lago Tai.

El estilo del autor es más bien directo, no abusa de metáforas. Pero sí abusa de poesía. Este detalle a mí me molestó, porque yo lo que quería era leer cualquier otra cosa menos poesía, si quisiera leerla, pues entonces lo que hago es ir y buscar un libro de poemas. A pesar de esto, a veces encontraba algunos fragmentos interesantes de poetas clásicos chinos, así que en esas ocasiones estaba bien. Pero cuando Chen era el que se ponía a escribir y pensar sobre un poema en particular me desesperaba mucho. 

El poema de Chen va de la mano con el lago, pero a mí no me gustó realmente. Por una parte me falta la sensibilidad y la voluntad para apreciar un poema y por el otro, si no estoy de humor las cosas son peores. Además, un policía que escribe poemas me pareció chocante e inverosímil.

Sobre la resolución del asesinato, creo que se maneja bien y vas siguiendo cada hipótesis de cerca con Chen, además todas las pistas necesarias para dar con quien asesinó a Liu están ahí y el autor no hace ninguna trampa como sacar un personaje de la manga en el último momento. Aunque yo encontré toda la cuestión predecible y sólo seguí leyendo para ver cómo probaban lo que yo ya había adivinado.

Del desarrollo de personajes no tengo mucho que decir, porque el libro no se enfoca en eso, trata más sobre la contaminación, el lago y el caso.

En resumen: me deja sentimientos encontrados, por un lado la ambientación y el caso de asesinato estuvieron bien, a secas, pero por otro, el protagonista me desesperó muchísimo, en especial con sus poemas. La verdad, no creo que vuelva a leer algo del autor, pero para probar no estuvo mal.

Recomendado para...

Si les gustan las novelas policiales. creo que el caso funciona bien. Igual si les llama la atención conocer un poquito más de China, en este caso la contaminación y algunos aspectos de "Partido". Todo esto siempre que no les importe cruzarse con un poco de poesía.

Lo mejor: El asunto del medio ambiente.
Lo peor: Lo que más me molestó fue Chen Cao, así que diré que él.
El momento: Cuando se resuelve el crimen con una cierta conversación.
Sobre el final: Predecible, pero cumplió con lo prometido desde un principio.

De un modo u otro, las personas eligen un discurso determinado, aquel que da sentido a sus vidas. Luego viven de acuerdo a dicho discurso, aunque lo que hagan quizá no tenga sentido para nadie más.

4 comentarios:

  1. Hace años que no leo policíaca, aunque tuve mi etapa. Este, con sus cosas, pinta muy interesante, la verdad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está interesante, no lo niego, pero creo que hay recursos de los que abusa y por eso no me terminó de convencer.

      Eliminar
  2. ¡Hola!
    Pues no sé si leerlo o no. Como en el ciclo de literatura asiática hemos empezado la etapa china, no es que lo eche de menos. Pero de todos modos no está mal tenerlo en cuenta. No me apetece por el momento pero como no está mal, pues eso, lo anotaré :)
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si lo lees a ver qué te parece, con suerte te gusta más que a mí ;)

      Eliminar

¿Qué opinas?